Los adolescentes que tienen en vilo a los comerciantes de City Bell volvieron a robar | 0221
0221
Los adolescentes que tienen en vilo a los comerciantes de City Bell volvieron a robar
NUEVO ATAQUE

Los adolescentes que tienen en vilo a los comerciantes de City Bell volvieron a robar

Los chicos atacaron otra vez de madrugada y en el mismo centro comercial. Esta vez, rompieron la vidriera de un café y también se metieron en una dietética. 

17 de diciembre de 2021

Desde el martes hasta este viernes se registraron alrededor de cinco robos en la zona del centro de City Bell bajo la misma modalidad: arrojan una piedra a los vidrios de los comercios, entran por la fuerza y se llevan lo que pueden. Varios de los hechos fueron registrados por cámaras de seguridad y en la localidad señalan a un grupo de menores que, por lo visto, habrían atacado a más de un local por noche.

Los asaltos suelen ocurrir entre las 3 y las 5. Con un adoquín o un bloque de cemento rompen las vidrieras de los negocios y en segundos logran sacar dinero de las cajas registradoras. Todo ocurre mientras las alarmas suenan y las cámaras filman, sin embargo los episodios siguen ocurriendo y aún no se ha informado oficialmente la detención de ningún sospechoso.

En diálogo con el diario El Día Carolina, dueña del Café Martínez que funciona en 9 de julio entre 8 y el camino Centenario, contó que su comercio fue uno de los atacados este viernes a la madrugada y que no es la primera vez. "En lo que va del mes, esta es la tercera vez que nos pasa. Al principio fue una puerta, ahora le tocó a la otra, antes entraron por la parte de atrás. Siempre la misma modalidad: tiran piedras o te palanquean los accesos", contó.

A través de un grupo de WhatsApp, los comerciantes del centro de City Bell logran comunicarse y alertarse de posibles delincuentes que ronden el sector o bien directamente comentar los robos sufridos. Ahora, tras comparar algunos casos similares, determinaron que al parecer algunos de los atacantes son menores, pero otros no. "Se organizan y salen a delinquir", sostuvo la joven.

La comerciante reveló además que los ladrones "van directo a la caja y no se llevan otra cosa, buscan el dinero". Este mismo viernes a la madrugada "se llevaron la caja registradora y la poca plata que dejamos de cambio", contó y añadió: "Es más pérdida el daño que hacen para ingresar que lo que se llevan. Nosotros necesitamos seguridad y que nos escuchen. Estamos abandonados y pagamos los impuestos, trabajamos para salir adelante. Esta es la situación, de cansancio, de agotamiento. Estamos cansados en serio, es todo los días esto".

Esta misma madrugada también atacaron a Zoco Maret, una dietética de 474 entre 14A y 14B. Los dueños no dieron declaraciones pero aseguraron que "no dan más".

Al mismo grupo de jóvenes asaltantes se les atribuyen otros robos en la zona, como los del restaurante Dixie, emplazado en Jorge Bell y 472; y la cervecería Baum, de 13C y 473.

En Dixie, incluso, el hecho quedó registrado en las cámaras de seguridad y en las últimas horas se conocieron las imágenes del robo. Uno de los delincuentes ingresó al local y se dirigió a la caja, mientras otro esperaba fuera para alertarlo por si alguien llegaba al lugar. Ambos huyeron pocos minutos después sin dejar rastros.

Los chicos atacaron otra vez de madrugada y en el mismo centro comercial. Esta vez, rompieron la vidriera de un café y también se metieron en una dietética. 
0221

Los adolescentes que tienen en vilo a los comerciantes de City Bell volvieron a robar

Los chicos atacaron otra vez de madrugada y en el mismo centro comercial. Esta vez, rompieron la vidriera de un café y también se metieron en una dietética. 
Los adolescentes que tienen en vilo a los comerciantes de City Bell volvieron a robar

Desde el martes hasta este viernes se registraron alrededor de cinco robos en la zona del centro de City Bell bajo la misma modalidad: arrojan una piedra a los vidrios de los comercios, entran por la fuerza y se llevan lo que pueden. Varios de los hechos fueron registrados por cámaras de seguridad y en la localidad señalan a un grupo de menores que, por lo visto, habrían atacado a más de un local por noche.

Los asaltos suelen ocurrir entre las 3 y las 5. Con un adoquín o un bloque de cemento rompen las vidrieras de los negocios y en segundos logran sacar dinero de las cajas registradoras. Todo ocurre mientras las alarmas suenan y las cámaras filman, sin embargo los episodios siguen ocurriendo y aún no se ha informado oficialmente la detención de ningún sospechoso.

En diálogo con el diario El Día Carolina, dueña del Café Martínez que funciona en 9 de julio entre 8 y el camino Centenario, contó que su comercio fue uno de los atacados este viernes a la madrugada y que no es la primera vez. "En lo que va del mes, esta es la tercera vez que nos pasa. Al principio fue una puerta, ahora le tocó a la otra, antes entraron por la parte de atrás. Siempre la misma modalidad: tiran piedras o te palanquean los accesos", contó.

A través de un grupo de WhatsApp, los comerciantes del centro de City Bell logran comunicarse y alertarse de posibles delincuentes que ronden el sector o bien directamente comentar los robos sufridos. Ahora, tras comparar algunos casos similares, determinaron que al parecer algunos de los atacantes son menores, pero otros no. "Se organizan y salen a delinquir", sostuvo la joven.

La comerciante reveló además que los ladrones "van directo a la caja y no se llevan otra cosa, buscan el dinero". Este mismo viernes a la madrugada "se llevaron la caja registradora y la poca plata que dejamos de cambio", contó y añadió: "Es más pérdida el daño que hacen para ingresar que lo que se llevan. Nosotros necesitamos seguridad y que nos escuchen. Estamos abandonados y pagamos los impuestos, trabajamos para salir adelante. Esta es la situación, de cansancio, de agotamiento. Estamos cansados en serio, es todo los días esto".

Esta misma madrugada también atacaron a Zoco Maret, una dietética de 474 entre 14A y 14B. Los dueños no dieron declaraciones pero aseguraron que "no dan más".

Al mismo grupo de jóvenes asaltantes se les atribuyen otros robos en la zona, como los del restaurante Dixie, emplazado en Jorge Bell y 472; y la cervecería Baum, de 13C y 473.

En Dixie, incluso, el hecho quedó registrado en las cámaras de seguridad y en las últimas horas se conocieron las imágenes del robo. Uno de los delincuentes ingresó al local y se dirigió a la caja, mientras otro esperaba fuera para alertarlo por si alguien llegaba al lugar. Ambos huyeron pocos minutos después sin dejar rastros.